Al parecer el padre del menor y ex pareja de la mujer recibió varias denuncias por parte de sus vecinos, quienes le aseguraron que el niño era cruelmente maltratado.

El señor le habría exigido a la presunta homicida que le entregara a su hijo pero está se negó, por eso el hombre decidió buscar ayuda de las autoridades.

Fue el pasado domingo, 4 de febrero, cuando el padre y un grupo de Policías acudieron a la vivienda para reclamar al bebé y encontraron la fatal escena.

Al parece, el pequeño estaba sin vida y con cientos de cortadas en su cuerpo. En el lugar también estaba la madre “ quien vestía toda de negro y la nueva pareja de la mujer identificada como Axel “N” había huido. Ambos habían mutilado al menor vivo y luego asesinado porque era una ofrenda para Satanás.

En el piso había un pentagrama pintado con la silueta del menor dibujada en el medio y veladoras, en toda la casa había objetos de brujería, según indicaron las autoridades.